22
Lun, Oct

SUCESOS

El propietario de la finca alertó a la Central 062 de la presencia sospechosa de personas ajenas a la finca y también se han recuperado 200 kilos de limones.

 

La Guardia Civil ha identificado a siete personas, implicadas en un hurto de frutos del campo, instruyéndose las correspondientes diligencias.

El Dispositivo se desarrolló el pasado día 9 de febrero sobre las 18:00 horas, cuando en la Central de Coordinación de la Guardia Civil 062, se recibió la llamada del propietario de una finca en Lepe, informando de la presencia sospechosa de varias personas y vehículos ajenos a su propiedad.

Rápidamente desde la Central, se envió a una patrulla a la finca, para hacer las comprobaciones oportunas. Una vez allí, el encargado comentó a los agentes, que estas personas seguían aun dentro, por lo que se procedió a dar una batida por la finca.

Una vez localizados, los presuntos autores, al detectar la presencia policial, emprendieron la huida, a través de los invernaderos, siendo comunicada esta circunstancia a la Central 062, coordinándose un dispositivo con varias patrullas para la localización de los vehículos y sus ocupantes.

Finalmente los tres vehículos, fueron encontrados en un área de servicio de la autovía A-49 (Sevilla-Portugal), procediéndose a identificar a sus ocupantes, seis varones y una mujer, siendo trasladados junto con los tres vehículos cargados de naranjas, a dependencias oficiales, para instruir las correspondientes diligencias

Las naranjas intervenidas, un total de 2.500 kilogramos han sido entregadas a su legítimo propietario.

Por otra parte esa misma mañana, se recuperaron 200 kilogramos de limones, cuando los agentes, alertados por la Central 062, acudieron a una finca, sorprendiendo a dos personas hurtando los cítricos, cargándolos en el maletero.