21
Dom, Oct

CONDADO

José Manuel García Navarro, un joven almonteño de 26 años y enfermo de diabetes desde hace tres, partirá el próximo sábado desde El Rocío, en Almonte (Huelva), hasta Santiago de Compostela, un camino que recorrerá en bicicleta, en 14 etapas, y que supone 1.200 kilómetros, para reivindicar y mostrar que las personas que padecen diabetes "no tienen ningún tipo de restricciones".

En declaraciones a Europa Press, García ha detallado que realizará esta hazaña, acompañado por un amigo, para reivindicar y dar a conocer un episodio que le ocurrió cuando le detectaron la enfermedad.

"En 2015 fui excluido de una oposición al Cuerpo Nacional de Policía, por el hecho de padecer diabetes, una enfermedad que a día de hoy afecta a más de seis millones de personas en nuestro país, el 30 por ciento de ellos personas menores de 30 años", ha asegurado el joven almonteño.

Al respecto, ha detallado que "existen unos cuadros médicos que te impiden acceder a cualquier puesto público, en mi caso a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado", lo que considera "un atropello de los derechos fundamentales como ciudadano español, del artículo 35 de la Constitución Española en la que refleja la libre elección de tu profesión u oficio sin que exista discriminación por razón de sexo".

Así, para "defener su derecho a la libre elección", va a realizar este camino, a modo de reivindicación, desde la aldea almonteña hasta Santiago en bicicleta con su mochila y sin coche de apoyo, "con el único objetivo de concienciar a la sociedad y demostrar que las personas, que padecemos diabetes y esté controlada, no tenemos ningún tipo de restricciones".

José Manuel García Navarro, que ha presentado varios escritos al respecto ante el Defensor del Pueblo Andaluz, trabaja en la actualidad como conductor y repartidor en una empresa y asegura llevar una vida normal, por lo que se ve totalmente capacitado para poder presentarse a las citadas oposiciones y trabajar como funcionario del Cuerpo Nacional de Policía.