12
Mié, Dic

CAMPIÑA

Todo preparado en la localidad de Beas para la inauguración este viernes, a las 17,30 horas, de la 49 edición de su Belén Vivientes, el más antiguo de Andalucía y el segundo de España. Organizado por la Hermandad de Nuestra Señora de los Clarines de la localidad, este año irá dedicado al 650 aniversario del Condado de Niebla.

El mismo permanecerá abierto desde el 1 de diciembre al 1 de enero y este año incorporará algunas novedades tras meses de trabajo y esfuerzo de muchos voluntarios y el diseño por parte del director artístico e hijo predilecto de la localidad, Mateo Sayago, y de Juan Domínguez, como la reproducción de la muralla y las torres de Niebla y de un zoco árabe en su interior con sus puestos de metales y porcelana, especias, vendedores de sedas y una nueva escena con una tintorería, haciendo un guiño a la historia del municipio.

Siguiendo con el homenaje a la ciudad de Niebla, en el Belén de Beas los visitantes podrán contemplar la reproducción a escala del Minarete de la antigua Mezquita, actual Parroquia de Nuestra Señora de la Granada; la Puerta de Sevilla y el Castillo, a la sazón convertido en castillo del Rey Herodes, donde se ha reproducido igualmente un patio de estilo mozárabe que simboliza las tres culturas, musulmana, judía y cristiana, que tuvieron sede en Niebla.

En la reproducción de las mazmorras del Castillo de Niebla se han instalado alguno de los oficios tradicionales, tales como la cestería y el talabartero. También se ha recreado el puente romano de la localidad hiliplense, que los visitantes podrán atravesar para disfrutar del precioso lago artificial que recorre el Belén, y se ha construido un molino de agua a semejanza de los que existían en la localidad y que todavía pueden visitarse en la conocida ruta senderista de los molinos.

Además de este homenaje a la ciudad de Niebla, el Belén Viviente de Beas ofrece al visitante una muestra de la vida y costumbres de los pueblos andaluces, que en esta localidad se conserva como en ninguna otra.

Este Belén también recogerá las tradicionales escenas bíblicas que reproducen con fidelidad el nacimiento de Jesús como la Anunciación a Maria, la Virgen pidiendo posada, el nacimiento de Jesús en el portal de Belén, la persecución de Herodes o la Huida a Egipto.

El Belén cuenta con unos 3.000 metros cuadrados en los que más de 75 niños distribuidos en dos turnos, además de un turno de mayores y de animales reales, representarán todas estas escenas.